Jueves, 1 de marzo de 2012. Grupo B.

“Diasso”. Así definiría la mañana que hemos disfrutado en esta Diada de les Illes Balears.

Al entrar en el bar, me ha sorprendido encontrar dos bandos de ciclista separados por el pasillo. A la izquierda una docena de los veteranos PalanKas habituales, a la derecha una decena de”guiris” con muy mala pinta. Mala pinta por el aspecto de “andar mucho” que tenían. Nada más salir, les he informado que tal vez se habían equivocado de hora. Les he explicado que los martes y jueves a las 9, sale un grupo de ciclistas con nivel muy elevado, pero como hoy no era laborable, pues salen a las 8:30 y que nosotros somos solo el grupo B. Una vez enterados, han continuado con nosotros respetando inicialmente la velocidad moderada del grupo.

Hemos respetado la ruta, propuesta ayer en el blog por Llorenç, casi todo el camino y nada más comenzarla primer ataKe de  Pepe Caledonia que ha conseguido unos metros poco antes de alcanzar la carretera de Inca. Al percatarse de ello, han pasado delante un par de esas motos extranjeras que nos acompañaban y se han comido a Pepe en un instante. Calma durante un momento, incluso tirando uno de ellos, pero calma relativa, digamos que se llevaba una velocidad llevadera. Pero, como a esta gente les da exactamente lo mismo bajar, que subir, que llanear, han subido el repechillo de Santa María como si nosotros lo bajáramos. En fin, el grupo de veintitantos, se ha partido en varios y un servidor, como no, el último. Estaban un poco duros esos “guirs” para hincharles  el diente. En resumen, por lo que me han contado apenas unos pocos maillots azules han quedado en el grupo delantero. Uno de ellos Llorenç, muy hábilmente les ha dado esquinazo en Santa María.

Reagrupamiento en el tramo de Santa María a Lloseta, con caída, creo que sin importancia de Cancelada, que ha vuelto a casa. Espero que realmente no haya sido nada.

Creo que una estrategia perfectamente organizada y ejecutada me ha impedido tomar uno de mis atajos y escaquearme de subir Tofla. En cada uno de los puntos donde podía atajar, había alguien esperando y claro, no he podido ejecutar mi malévolo plan. En fin a subir tocan y además con Llorenç empeñado en no subir despacio, pero he podido aguantar una vez superado el síndrome del “primer esfuerzo” que me pasa factura últimamente en cada ruta. Pero Llorenç insiste, ya no solo subiendo, también en el llano. “Ha donat murga tot es camí”. Ha provocado una pequeña escapada incluso bajando hacia Inca e incluso nos ha guiado en un “tour” por Sineu por si no bastaban los kilómetros. Todo con la ayuda y el aliento de Pepe y la colaboración de Pedro San-tandreu.

Merienda en Lloret, agradable y placentera como siempre a la que se ha incorporado Lluiset con su bici híbrida.

Salida fulgurante en dirección a Pina tras un grupo organizado de “guiris”. Persecución frenética hasta que nos ha alcanzado por detrás un miembro de dicho grupo. Perfecto, hemos pensado, nos llevará al grupo. Craso error, ha pasado una furgoneta de dicho grupo y el “guiri” se ha pegado a ella quedando cortados todos nosotros, pero después de un gran esfuerzo, hemos conseguido coger al grupo. Grupo compacto, grande y además con dos chicas, lo cual casi garantizaba que no se quedara nadie. Otro error, en Pina se han dirigido en dirección opuesta a la nuestra.

Llorenç ha seguido insistiendo en su empeño de apestar la ruta con su ritmo y sus disimulados tirones, erre que erre, como el “tam-tam” de los tambores de galeras,  Algaida, Galdent, Llucmajor y por fin, calma, gracias a Dios. Lo siento por el, pero me alegro de su rotura de motor. Cuando ya pensaba en atajar solo en dirección al Arenal, cuando el resto del grupo se dirigía a Sa Torre, como estaba previsto, Lloreç con un tirón. Ahora sí, calma, ritmo muy suave hasta Palma acompañados por Agus Tin-Ala Madrí-Tin , Lluiset y por Goyo que tenían prisa.

Como anécdota añadir que en el arenal hemos alcanzado un trío de ciclistas vestidos de arriba debajo de un rojo de lo más agresivo que disfrutaban del paisaje maravilloso que nos ofrece S’Arenal cuando sale un poco el sol. Nada más y nada menos que mi ídolo Geroni Gasssssssss con el que hacía mucho tiempo que no coincidía sobre la bici.

En fin, un día perfecto para preparar mi motor y ponerlo a la altura de ni nueva bici que tengo previsto estrenar el sábado de la semana que viene.

Au i dò. El sábado  masssssssssssssssssssssss.

A %d blogueros les gusta esto: